Abinader designará solo mujeres como gobernadoras provinciales

0
236

Diario Digital Dominicano, por Marisol Laurenz, 13 de julio 2020, Santo Domingo DN.-Luego de las peticiones de que en las posiciones gubernamentales haya participación equitativa de mujeres y hombres, el presidente electo Luis Abinader, informó de que se designarán féminas en las 31 gobernaciones provinciales, tal como lo hizo el extinto Joaquín Balaguer en el 1966.

En el contexto histórico, se comparan algunas de las decisiones de Abinader con en el primer período de los Doce Años, 1966-1970, del expresidente Balaguer, quien cambió el paradigma al nombrar damas que ocuparon el puesto de gobernadoras en las 26 provincias que existían en el país en ese momento. Con esta designación el Estado sentó un precedente histórico, antecedente que pretende seguir Abinader en su gobierno.

Con el Decreto No. 22, el 6 de julio de 1966 se produjo la designación del grupo de mujeres, cuya juramentación fue efectuada en el Salón de Embajadores del Palacio Nacional. Esos nombramientos fueron ofrecidos en homenaje al Día Internacional de la Mujer, y como una forma de recompensar a la mujer dominicana por al apoyo masivo a la candidatura de Balaguer en las elecciones presidenciales de junio de ese mismo año, quien obtuvo el triunfo sobre su principal contendiente, el expresidente Juan Bosch.

Dentro de las mujeres nombradas se encuentran: Concepción Gómez Matos, de la provincia de Puerto Plata; la doctora Sarah Tabar de Rojas, por Salcedo; Clara Luna de Castillo, San Pedro de Macorís; Leopoldina Pión de Gómez, por La Altagracia; Virginia Pérez de Florencio, por La Romana; Ana Valentina Roa de Moreta, La Estrelleta (Elías Piña); Generosa Grullón Vda. Rodríguez, Montecristi. También, Ana Ramona Rincón de Moya, Sánchez Ramírez; Josefina Portes de Valenzuela, San Juan; Altagracia Armida Pérez Vda. Báez, de Peravia; Dulce Estela Durán de Cruz, María Trinidad Sánchez; Peggy Batlle de Batista, La Vega y Juana Castellanos de Guerrero, provincia Duarte.

Este hecho no solo fue un avance para la mujer dominicana en la política, sino también un cambio de escenario, contrario al que se vivió seis años antes cuando el poder estaba en manos del tirano Rafael Leonidas Trujillo.

Se destaca uno de los acontecimientos más condenados por la nación, como fue el asesinato de las hermanas Mirabal en el 1960.

Las hermanas Mirabal, también conocidas como Las Mirabal o Mariposas (Patria, Minerva y María Teresa Mirabal), se opusieron fervientemente a la dictadura de Trujillo, a través del activismo, la conspiración y resistencia; lo que provocó el 25 de noviembre funcionarios de la policía secreta interceptaron el automóvil en el que se trasladaban las hermanas en una carretera en la provincia de Salcedo, en el centro norte del país.

Las mujeres fueron ahorcadas y luego apaleadas para que, al ser lanzadas dentro del vehículo por un precipicio, se interpretara que habían fallecido en un accidente automovilístico.

Se recuerda que, Abinader anunció este domingo a través de su cuenta de Twitter que “a partir del 16 de agosto, en las 31 gobernaciones provinciales, serán designadas mujeres. El liderazgo local femenino debe incentivarse y promoverse”, posteó.

En ese orden, los solicitantes son Ciudad Alternativa, Fundación Solidaridad, Participación Ciudadana y Oxfam, que explicaron es importante aumentar la participación de las mujeres en los principales puestos del tren gubernamental para dar cumplimiento a la Constitución Dominicana, a la Estrategia Nacional de Desarrollo y a los Objetivos de Desarrollo Sostenible, entre otros compromisos y normativas del Estado dominicano respecto a la equidad de género y al principio de igualdad de hombres y mujeres.

Asimismo, el pasado viernes Abinader designó a los primeros cinco funcionarios del gobierno que presidirá a partir del 16 de agosto. Son estos el empresario Lisandro Macarrulla, quien será designado como ministro de la Presidencia; Milagros Germán, directora de Comunica­ciones y vocera de la Presidencia; Roberto Fulcar, ministro de Educación; Milagros Ortiz Bosch, Dirección de Ética y Roberto Álvarez, canciller.