Una denuncia muy tardía

0
13

Diario Digital Dominicano, por Víctor Gómez , 20 de enero 2020, Santo Domingo DN.-Causa curiosidad e inquietud la denuncia-renuncia del presidente del presidente de la Oficina de Coordinación de la Logística Electoral del Exterior (OCLEE) en la circunscripción 1 en los Estados Unidos, profesor Rafael Tavares porque esa acción fue dramatizada por una serie de denuncias que si bien para algunos es información conocida por los insistentes rumores que circularon pasadas las elecciones del 2016.  

Esa renuncia por “ética y moral” resulta ser un poco tardía porque certificar que se permitiera votar a ciudadanos en lugares que no le correspondía y que supuestamente la Junta Central Electoral en su sede principal no aprobó una resolución que el preparara prohibiendo tal mala práctica, levanta roncha al querer jugar con la inteligencia de muchos y hasta se puede llegar a pensar que tal proceder irrevocable puede estar ligado en un plan para descalificar al ex mandamás de la JCE, Roberto Rosario quien ya no está en la empresa política PLD.

Ahora bien, nos preguntamos ¿dónde estaban los delegados ante la JCE Nueva York de los partidos políticos participantes en ese marrullero certamen electoral?  ¿Qué hicieron estos para denunciar con valentía el chanchullo que hicieron donde a simple vista para un conocedor de la materia, los números no cuadraban? ¿Confirma esa denuncia tardía del profesor Rafael Tavares la distribución de unas buenas libras de gra$$$as?

Sale a relucir en todo esto el comentado despojo sin defensa de la diputación a la candidata del Partido Revolucionario Moderno (PRM), Servia Iris Familia, que dicho sea de paso fue quien realmente logró en ese momento los votos para que ganara el diputado fantasma de su organización por aquello del método D’Hondt y aun así la votación le daba el triunfo los números para que fuera diputada de ultramar.

Esa experiencia funesta da como resultado que el partido opositor PRM, con muy amplia posibilidades de llegar al poder, y en el caso de Nueva York volver a ganar, que aquí en la circunscripción No. 1 deben aglutinarse, compactarse alrededor de sus candidatos a diputados y no embarcarse en la desleal aventura de apoyar a candidatos de otros partidos que no representan sus intereses, deben ser respaldados porque es imperativo que Luis Abinader logre un Congreso que por lo menos le de cierta holgura para gobernar y poder cumplir con sus planteamientos del Cambio.

El PRM en Nueva York y su estructura de dirección de campaña no puede permitir que se cometa el error, la locura de promover un candidato de otro partido, algo que de por sí está penalizado por las leyes vigentes de materia electoral.

Creemos que la representación perremeista ante la Junta Central Electoral de la circunscripción debe actuar con ética, pero no ética de discurso, para que puedan defender los votos de una población dominicana en el exterior que a toda luces está sumida en el desencanto por lo que sucede en la República Dominicana, que se concentren en garantizar los votos del nivel presidencial de su candidato Luis Abinader y de paso defender con gallardía los votos del nivel congresual del exterior.

Si así se comporta el PRM por estos predios, saldarían una deuda y compromiso moral con la candidata Servia Iris Familia, primero por lo sucedido en el 2016 y segundo por su desvelo permanente por su partido, algo que es comentario obligatorio de la población perremeista y hasta de otras organizaciones políticas, sociales, deportivas y culturales que observan en ella, más que una candidata de un partido político, una activista comunitaria sin vacaciones.