La convivencia diaria

Por Diario Digital Dominicano
Compartir

Por Leonardo Andujar Zaiter.-La convivencia diaria muestra tantas cosas que lleva al hombre a enriquecer sus propias actuaciones.

Se aprende del compartir comunitario hasta vivir en soledad.

La importancia recaerá, según la responsabilidad mostrada a través de la disciplina, energía y entrega, que convierten en fiel guerrero ante la vida.

Será hombre de accionar abiertamente y sentirá plena confianza en lo vaya a emprender.

Las enseñanzas dejadas podrán llenar de acuerdo al enfoque de validez dado a la vida y permita reconocer, ha sido interesante existir.

Alimentarse de la convivencia con diferentes personas, traerá luz mediante la apreciación tenida del prójimo.

Dios utiliza al prójimo para transmitir distintas sabidurías que sirvan de grandes provechos a la vida cotidiana.

La soledad también aporta incalculables enseñanzas, pues, concede conocerse a sí mismo y cubrir el vacío interior que muchas veces, es arrastrado sin haber sido observado.

La soledad filosófica (vacío existencial) estado de sumo cuidado que demanda de plena atención, si queremos evitar conflictos emocionales, conductuales y psicológicos severamente traumáticos.

Darse a la soledad, resultará reflexivo y despertará la iniciativa de autoevaluación llamada a ponderar, la condición de salud integral.

Los momentos de dificultades son excelentes oportunidades que de saber asumirlos, conseguirán aportar atención debida y ayudará a superar cuantas distracciones y obstáculos, frenan avanzar armoniosamente.

Las enseñas producto de la convivencia, atrae interés al hombre a prestarse a cambios positivos que restablezcan el equilibrio perdido.

Si es consentido ese equilibrio perdido, entonces, la oscuridad negará la luz y dificultará mirar más allá de los tormentos que a veces, no resultan ser tales, pero terminan afectando, como el más intenso de todos.

¿Crees son verdaderas experiencias de enseñanzas, el compartir con los demás y darte en soledad?

BENDICIONES.

MOVIL: 1 + (809) 910-5404

REFLEXIONES DE FE Y ESPERANZA


Compartir

Contenido relacionado