Incentivos fiscales para compensar pérdidas por parálisis económica

Diario Digital Dominicano, por Mario Lara, 25 de marzo 2021, Santo Domingo, DN.-Como ciudadano que deseo iniciar un negocio y conversando con negocios actuales siento ansiedad por la situación creada por el coronavirus así como esta paralización económica entonces propongo esta alternativa para mantener y motivar negocios y empleos.
Liberar de pago impositivo por un año a negocios nuevos y otorgar línea de crédito de medio millón.
Incentivos fiscales para pequeñas empresas y negocios actuales para compensar pérdidas por pandemia y parálisis económica.
Debido a la difícil situación creada por esta pandemia del coronavirus y secuelas inmediatas en los sectores sociales, económicos , y un posible cambio de hábitos de consumo. Propongo otorgar vía el estado dominicano, liberación de pagos de impuestos a nuevos negocios así como a negocios actuales un paquete de incentivos fiscales, incluso liberar un 50 % de pago impositivo.
Todos los sectores que intervienen en el desarrollo económico y social del país han pagado el precio de esta situación sanitaria de Covid19,  además de una paralización social y económica, por lo cual como país debemos compensar a negocios actuales y propiciar vía motivación negocios nuevos para acelerar el dinamismo económico perdido .
El estado dominicano tiene en sus manos dar un alivio a la pesada carga económica que propietarios de negocios productores , importadores o de los sectores servicios han sostenido y es posible que tengan que tomar decisiones drásticas y eso debemos evitarlo buscando alternativas como la antes presentada .
Esta situación actual de crisis de salud y económica, ha creado un sinnúmero de casos de oportunidades de negocios y crecimiento, pero también y posiblemente es lo que debemos trabajar para evitar que se produzcan quiebras y pérdidas de empleos.
El objetivo de esta propuesta es colocar una alternativa de esperanza a negocios actuales y propuestas de negocios a iniciar, para ir formalizando y normalizando nuestro deber de cumplir con los impuestos para contribuir al desarrollo sostenible de la República Dominicana.
Un plazo prudente puede ser seis meses o un año, acompañado de un seguimiento técnico en cada sector o propuesta factible para iniciar un negocio, además de propiciar políticas públicas en el ámbito del fortalecimiento de los diferentes sectores y con esto podemos ver en poco tiempo un crecimiento laboral constante y motivado .