FNP llama a defender la soberanía que se encuentran gravemente amenazada

0
32

Diario Digital Dominicano, por Marisol Laurens, 10 de octubre, 2018, Santo Domingo DN.-La Fuerza Nacional Progresista (FNP) llamó a todos los dominicanos a defender ante todo la soberanía nacional y popular que se encuentran gravemente amenazadas, al tiempo que denunció que la aplicación de primarias abiertas reguladas por la Junta Central Electoral encubren una maniobra autocrática para afianzar una mayor concentración del poder, lo que puede a la postre conducir a una crisis de gobernabilidad.

La organización política opositora criticó también que los partidos hegemónicos dentro del sistema político estén confabulados o permanezcan indiferentes frente a las maniobras de un sector hegemónico dentro del gobierno para desconocer y revertir la Sentencia 168-13 del Tribunal Constitucional, hecho que tiene ya graves implicaciones políticas y electorales, y busca la imposición de una minoría nacional.

“La democracia dominicana y las instituciones del Estado están gravemente enfermas. Las primarias abiertas no solo son inconstitucionales por afectar los derechos de las miembros a elegir y ser elegidos, sino que se constituyen en un mecanismo de concentración del poder, y por tanto de exclusión. Agravarán los problemas de la democracia: los elevados costos de las campañas electorales, hacen que la política se haya convertido en un campo de inversión muy rentable, y por eso la política ha perdido su esencia. Solo pueden competir aquellos aspirantes que cuenten con el apoyo de las poderosas camarillas de funcionarios, los grandes grupos económicos y el crimen organizado, que son en realidad los grandes electores. Las primarias son equivalentes a una elección nacional anticipada, y solo eso duplicará por lo menos los gastos de las campañas”, indicó la FNP en un comunicado enviado por su presidente Pelegrín Castillo.

La Fuerza Nacional Progresista cuestionó que los grupos de la sociedad civil que han proclamado que luchan contra la corrupción y la impunidad, no hayan fijado posiciones frente los temas fundamentales de la reforma electoral y partidaria, que resultan claves para eliminar o reducir los factores estructurales y sistémicos que son la matriz generadora de esos males sociales,y que constituyen una fuerte retranca para el desarrollo.

“Un Estado en descomposición por las contradicciones que engendra el sistema político y de negocios, solo sirve a los intereses de minorías privilegiadas, mientras reparte como favores lo que tiene que que garantizar cómo derechos, y no se sostendrá ni está en condiciones de asegurar la soberanía exterior del Estado. Es cada vez más evidente su vulnerabilidad y su inoperancia”, enfatizó la FNP.

La Fuerza Nacional Progresista sostiene que en las presentes circunstancias de crisis complejas mundiales, regionales e insulares todos los actores que deseen actuar con responsabilidad histórica y realismo geopolítico deben priorizar la lucha por la soberanía nacional y popular, ya que ambas están íntimamente conectadas y en un plano muy profundo nunca pueden separarse.

“Un Estado cada vez más débil por la penetración de la corrupción e impunidad genera a la larga mucha inestabilidad: por tanto hay necesidad de afianzar la democracia y las libertades efectivas, así como ampliar las bases del capitalismo. Pero las primarias abiertas solo en apariencia son más democráticas, y con el modelo político clientelista y populista imperante, serán una barrera poderosa a una auténtica renovación de la política y de los partidos”, finalizó la declaración.